jueves, 30 de abril de 2009

El Grial

El Grial
En las manos
Del Rey,
La iglesia llena,
Todo Camelot
En ella,
Flores mustias
Y corazones
Muertos.

El Grial
Se libra
De las manos
Del Rey
Y se coloca
Sobre su cabeza,
Flotando.

Las canas desaparecen,
El cuerpo despierta,
Vuelve la juventud,
La belleza
A Arturo.

Vuela el Grial
Hacia el centro
Del templo,
En lo alto,
E irradia su poder.

Los rostros,
Los miembros
Del pueblo
Recobran la lozanía,
La fuerza,
El color,
La ilusión.

Lanzarote
Y Ginebra,
Verdes de enfermedad,
Reciben la copa
Que sana sus cuerpos.

Camelot
Ha sido liberado
Del pecado.

El Santo Grial.


Eduardo Martínez-Rico

No hay comentarios:

Publicar un comentario