domingo, 1 de agosto de 2010

CARNE DE NOVELA






Serpientes altas
Se alzan hacia el bote.
El río es oscuro
Y la noche está llegando.
Los soldados
Disparan sus ametralladoras
Y se defienden
Como pueden
De las serpientes.

El escenario de la aventura,
Lo que nunca vivirás
Y ya es vivido,
En el sueño o la duermevela,
Es el blanco de un papel.

Eres el capitán
De unos contrabandistas,
Luchas por un tesoro
Y te espera una princesa.
No tienes muchos escrúpulos,
Tu sed de oro
Es insaciable.

Vas de puerto
En puerto,
De ciudad en ciudad.
Conoces muchas cárceles
Y has matado
A muchos hombres.

Para ti la vida
No tiene más valor
Que el próximo botín.
Una larga cicatriz
Te cruza la cara,
Pero la barba
De varios días
Te la oculta.

Eres carne de novela
O de película,
Pero tu vida
Te parece
Lo más normal
Del mundo.
Hoy dormirás
Con una mulata
Que te ama
Y te desprecia.
Mañana tal vez
Te ahorquen.

Eres un tipo
Que se repite,
Con pocas variaciones
En la historia
Del mundo,
Pero tú te crees
Único e inimitable,
Y, carajo,
Ésa es tu fuerza.


Eduardo Martínez-Rico, 2009
Foto de EMR

No hay comentarios:

Publicar un comentario